Campañas

Contra la «Ganadería Intensiva Industrial»

Ong ADDA junto a 67 asociaciones y plataformas vecinales de la geografía española, miembros de la Coordinadora Estatal STOP GANADERIA INDUSTRIAL, se movilizan frente a las administraciones públicas en protesta contra el modelo actual de ganadería intensiva  industrial reiterando una vez más la urgente necesidad de una moratoria.

Bajo el lema “PROTEGE TU AGUA”, y acompañados con simbólicas botellas de agua contaminada, se ha hecho entrega de las respectivas solicitudes de moratoria, a las distintas administraciones del estado.

Las explotaciones de ganadería intensiva, un modelo industrial implantado hace décadas  que continúa creciendo y ampliándose en el territorio español, se encuentra especialmente agravado en Catalunya con un 45% del total  del agua de sus pueblos contaminada por nitratos y nitritos.

La ganadería intensiva industrial continúa significando una de las peores agresiones para el territorio, el agua, el bienestar animal, la economía del mundo rural y la salud humana. Algunas de sus indeseables consecuencias podrían ser ya irreversibles.

STOP A LA GANADERIA INDUSTRIAL: un modelo contrario al medio ambiente, lesivo para los animales, las personas e insostenible.

Firmar aquí la petición de una MORATORIA  a fin de paralizar en todo el territorio las concesiones de nuevas explotaciones ganaderas intensivas o ampliación de las ya existentes.


Moratoria estatal para la “Ganadería Industrial”

ONG ADDA, como parte de la Plataforma Estatal Stop Ganadería industrial, se suma a la recogida de firmas solicitando al Gobierno de España,  a través del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación UNA MORATORIA sobre la aprobación de nuevas explotaciones ganaderas industriales y no permitir la ampliación de las ya existentes.

La producción intensiva de carne provoca serios daños al medio ambiente por exceso de producción de purines. Esas acumulaciones, o sobrantes de materia orgánica,  desprenden en su entorno derivados del nitrógeno, amoníaco a la atmósfera y nitratos y nitritos que se filtran en el subsuelo que se filtran y contaminan los cursos fluviales. Cataluña fue, en los años ochenta del siglo pasado,  el ensayo de pruebas de estas prácticas que,  en pocos años se multiplicaron exponencialmente. A día de hoy y por causa directa, la mitad de sus fuentes y cursos de agua subterránea están contaminados por nitratos, con un nivel superior al límite establecido como máximo aceptable para el consumo humano. Una polución que ahora deriva y está afectando a infinidad de zonas rurales, en muchos otros puntos de la península.    

La ganadería industrial no considera a los animales seres vivos, sino una mera mercancía. Los animales son allí masificados y hacinados, maltratados, alimentados artificialmente, y saturados de antibióticos para combatir la aparición de numerosas enfermedades derivadas de sus detestables condiciones de vida a las que son obligados. No sólo sigue habiendo virus y bacterias circulando, sino que éstos, además, ya presentan resistencia, mutan hacia formas más dañinas y, en algunos de los casos, se convierten en potencialmente peligrosas para la población humana.

En España, cada año, son sacrificados 925 millones de animales, la mayoría de ellos provenientes de un modelo de negocio sumamente lucrativo para unos pocos  pero altamente destructivo para  el entorno, los pueblos y las zonas rurales, quienes también pierden gran parte de su población y otras actividades propias de su entorno. Igualmente el empleo que genera este tipo de industria resulta lesivo y degradante para los trabajadores.

¡PASA A LA ACCIÓN!

Añade aquí tu firma a la petición de una MORATORIA  a fin de paralizar en todo el territorio las concesiones de nuevas explotaciones ganaderas intensivas o ampliación de las ya existentes.

*ATENCIÓN: Esta petición a nivel estatal está siendo apoyada  por Food & Water Action Europe, Amigos de la Tierra, Justicia Alimentaria,  ONG ADDA, València Animal Save, Ecologistas en Acción y Compassion in World Farming. Todas las firmas recopiladas se sumarán  a fin de respaldar  la solicitud de la moratoria desde la Coordinadora Estatal Stop Ganadería Industrial.


Si no hay nada que ocultar…¡QUE NO SE OCULTE NADA!

El informe de la Comisión Europea de una Auditoria realizada en España en el año 2012 evaluaba como deficientes los controles de Bienestar Animal en el momento de su sacrificio. También a nivel de la U.E. se presupone que un 75% de los animales que son sacrificados en los mataderos, lo son de forma incorrecta o sin ser previamente aturdidos.

Este altísimo porcentaje puede ser debido al hecho de que el personal, por lo general poco cualificado, que acoge a este colectivo laboral, trabaja a destajo, los salarios son bajos y existe una gran movilidad. También, en otras ocasiones, el equipamiento en los mataderos es defectuoso o está poco controlado. Las víctimas, como de costumbre, son los animales que mueren a millones con un sufrimiento horrible.

Es por ello que solicitamos que se apruebe una normativa a nivel nacional para que sea obligatorio un servicio de videovigilancia en todos los mataderos españoles en donde se sacrifican cualquier clase de animal destinado al consumo humano.

Firmar nuestra petición online